Gobiernos de América Latina, contra las políticas migratoria de Donald Trump

El Gobierno de Costa Rica hizo este martes un llamado “vehemente” para que el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ponga freno a las medidas de encerrar a familias inmigrantes mexicanas, tras haber sido detenidas por ingresar de manera ilegal al país.

Durante los últimos días, medios internacionales han informado que estas familias además de haber sido encerradas en jaulas de verjas de metal en un viejo almacén en la frontera Sur de Estos Unidos, también han sido separadas -padres de sus hijos-.

Las medidas corresponden a la política de “cero tolerancia” que ha promovido desde el inicio de su administración Donald Trump.

“En el contexto del Consejo de Derechos Humanos en Ginebra, nuestra representante (Elayne Whytefue enfática en hacer eco a cesar esa política migratoria que separa a los niños y niñas de sus padres y madres”, indicó la Canciller, Epsy Campbell, posterior al Consejo de Gobierno este martes.

Campbell agregó que se han utilizado los canales correspondientes para hacer ese llamado vehemente como el que ha hecho la comunidad internacional.

Los medios han reportado que son más de de 1.100 personas en las instalaciones oscuras, y que están divididos en niños no acompañados, adultos solos y madres y padres con niños.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos instó este lunes al gobierno de Estados Unidos a no separar a los niños de los inmigrantes irregulares en la frontera con México, una política calificada como “inadmisible” y “cruel”.